logo-small
Funciones Precios
Noticias 0
Últimas noticias Ver todos

No disponible temporalmente. Por favor, visítanos en otro momento.

Ver todos
Webinars 0
Próximos webinars Ver todos
Próximos webinars

Lo sentimos, no se han podido encontrar próximos webinars.

Visualiza los webinars grabados
Blog 0
Posts recientes Ver todos

No disponible temporalmente. Por favor, visítanos en otro momento.

Ver todos
Elisa Rosado

¿Qué son los Call to Action o CTA y por qué los necesitas?

Elisa Rosado
¿Qué son los Call to Action o CTA y por qué los necesitas?

Lo que está detrás de los CTA - call to action de una web es la historia de las pequeñas cosas que implican grandes resultados.

Se puede tener una página web muy potente con gran contenido y con lo último en diseño pero, si no se tiene en cuenta la importancia de potenciar la consecución de conversiones mediante los call to action o CTA, el cumplimiento de los objetivos fijados será muy complicado.

En este artículo veremos las claves para optimizar tus call to action y sacarles el máximo partido.

¿Qué es el famoso Call to action? 

El CTA procede de las siglas de “call to action”,  un anglicismo que ya está totalmente incorporado en el lenguaje marketiniano del día a día.

Su traducción en castellano es “llamada a la acción” y hace referencia a cuando queremos impactar de algún modo a un visitante para que realice una acción que nos interesa.

El CTA pretende generar una respuesta inmediata para conseguir llegar al objetivo que está marcado.

La importancia del CTA en tu página web 

Dentro de una página web, el call to action tiene forma de botón o enlace en el que debe figurar un texto que invite a hacer click en él para cumplir un determinado objetivo.

Éste variará según el fin que se persiga, descargar un programa, comprar un producto, leer un artículo, visitar una web...

El CTA es esa llamada a la acción necesaria para atraer a clientes potenciales, normalmente vincula el contenido habitual del portal web con una landing page que contiene información relevante o algún tipo de oferta para el cliente potencial, a menudo, la forma más común es a través de un formulario de contacto.

El call to action está relacionado con el Copywriting, ya que, una buena escritura puede marcar la diferencia.

Por mucho que el tema a desarrollar sea interesante, si no captamos la atención con una buena escritura, siendo originales, con un estilo cuidado, frases cortas y ausencia de adornos lingüísticos, de nada vale tener una buen CTA porque no habremos llegado a nadie por falta de calidad en el texto.

Por ello, el Call to action está dentro del marketing de contenidos, si no enganchamos con el contenido previamente, nadie pulsará en el call to action posterior para ampliar o ahondar en el tema a tratar.

Descarga

Requisitos para crear un buen CTA 

Entremos en la página que entremos, estamos rodeados de botones o enlaces call to action que nos rodean y nos piden que llevemos a cabo diverso tipo de acciones en cada momento.

Un hábito tan cotidiano como iniciar sesión en Facebook ya responde a un CTA al hacer click en su botón “Entrar”.

Toda esta saturación provoca que, en muchas ocasiones, nuestros ojos ya no tengan en cuenta esos botones que incitan a acciones (content blindness).

Por ello, crear una llamada a la acción requiere esmerarse un mínimo para alcanzar el click, conseguir hacerlo lo suficientemente atractivo e incitador para posar el ratón sobre él.

Siguiendo estos consejos que te proponemos, el CTA de tu página será más resultón para los navegantes.

  • Presentarlo en un formato espacioso

Dejar un espacio libre alrededor para que gane visibilidad y que el usuario no encuentre distracciones cerca, permite ganar amplitud para centrar la atención del usuario sobre el botón.

De este modo, conseguimos que el botón de call to action no se esconda o confunda con cualquier otro elemento.

  • Diseño del botón

El diseño de los enlaces o botones call to action debe ser acorde con el estilo de toda la web.

Sí que es verdad que un color de alto contraste y un tamaño suficientemente grande harán que se accionen más fácilmente.

Pero se trata de buscar el equilibrio, es una cuestión de coherencia con el resto de la página que, además, ayudará a facilitar su identificación al adquirir un tono más corporativo en todas las comunicaciones.

  • Conocer a quién nos dirigimos

Con un público objetivo bien segmentado conoceremos bien a quién nos estamos dirigiendo y los intereses que tiene.

Por tanto, sabremos también, como elegir el mejor tipo de CTA que pueda impactarles.

El fin es enganchar a la audiencia y poder conseguir las conversiones fijadas.

  • Personalizar el texto del botón

En realidad, por muy bonito que sea el diseño o la creatividad que lo acompaña, el texto es lo más relevante, al fin y al cabo es lo que debe invitar a pinchar.

Se debe dejar claro el fin que tiene el botón, son mensajes de acción que buscan una respuesta.

En los últimos tiempos, estos mensajes han ido evolucionando y se pasó del típico “Pincha aquí” al uso actual de fórmulas más originales y desenfadadas como “Cuenta conmigo”.

Introducir un elemento que genere urgencia o última oportunidad consigue ser más persuasivo al verse limitado por una barrera de tiempo con un copy tipo “Compra ahora”.

El estilo del lenguaje debe ser directo y dirigirse en primera persona.

  • Buscar la colocación idónea

Se trata de no ser intrusivos, de plantearlo como algo secundario pero que goce de visibilidad.

Es decir, si un usuario navega por la web, estará buscando o consultando algo, si se le asalta puede que desista y se vaya a otra página.

Está claro que tampoco se puede poner en lugares como el final de la página porque muchos no llegan a ella y perderíamos la oportunidad de impactarlos.

El CTA debe ser no intrusivo, pero totalmente accesible.

La parte que goza de mayor visibilidad es el tercio superior derecho, por lo que este sería el lugar perfecto para su ubicación.

Esta parte es la que permanece visible sin que el usuario tenga que hacer scroll, por lo que el botón de call to action se verá sí o sí al entrar en la página.

  • No lanzar muchos en la misma página

Cuantos más CTA haya en una página, más distracción y lío les vamos a crear.

Al poner distintos call to action creamos confusión, no potenciamos lo que nos interesa de un modo claro.

En caso de tener varios colocados en la misma página, el número máximo sería dos o tres.

Así mismo, habrá que distinguir cual es el principal, resaltar con otro color u otro tamaño el que cumple el objetivo que más nos interesa.

  • Vinculación del CTA a una landing page

Un error que se comete en ocasiones es dirigir el call to action a la página web.

Los usuarios que hacen click lo que esperan es encontrarse con una landing específica, relacionada con el motivo que les llevó a hacer click.

De no hacerlo así, lo que conseguiremos es que los usuarios se sientan un poco estafados al hacerles dar vueltas por la web, sin enviarlos a donde ellos sí estaban interesados en llegar.

Si hacemos click en un producto, debe dirigir el tráfico al ecommerce o si se solicita más información sobre algo a un formulario para rellenar.

  • Ofrecer algo a cambio

Para incitar a hacer click en donde nos interesa se puede llegar a ofrecer algo adicional a cambio por realizar la acción como un descuento, una descarga gratuita de un ebook…

Algo que les genere valor pero que esté en concordancia con la línea de negocio de nuestra página web.

  • Fácil identificación

Un ligero relieve dando sensación de 3D, meterlo en una pequeña caja creando formato de botón, poner unas flechas si se trata de un diseño plano o cualquier otra manera que no deje lugar a dudas de que ese es el call to action.

Buscamos que no pase desapercibido y el modo de interactuar es clickando.

  • Introducción de textos extras

Las primeras opciones call to action eran bastante simples y tan pequeñas que se limitaban a una sola palabra.

La introducción de textos extras, conocidos como disparadores de click, acompañan a los botones proporcionando más información, son un elemento que ayuda a elevar las probabilidades de pulsado en el CTA.

La introducción de números también tiene buen efecto en las llamadas a la acción en frases como “únete a esta comunidad de 32.000 suscriptores”.

  • Testing A/B

Se pueden probar diferentes tipos de botones para comprobar cuál de ellos funciona mejor.

Conociendo el ratio de click de las distintas opciones tendremos al botón ganador.

Otra opción es pedir feedback a los usuarios habituales para conocer sus preferencias. En función de los resultados, se pueden cambiar los botones o simplemente introducir los cambios pertinentes.

Algunos ejemplos de CTA según su finalidad

Partiendo de que cuando un usuario llega a la página web o abre un email ya está demostrando un interés previo, hay que trabajárselo para conseguir dirigirlo hacia donde nos gusta y captar su atención.

Cuando un usuario hace click en el call to action propuesto, lo que está ocurriendo es que está yendo un paso más allá en el funnel de conversiones.

Dependiendo de las características del portal, tendrá unos objetivos u otros.

Al finalizar una campaña, lo ideal es estudiar los datos para conocer cuál de ellas funcionó mejor y así poder optimizarla para campañas futuras.

A continuación, ponemos unos ejemplos de lo que se busca con los CTA dependiendo del tipo de página donde estén instalados.

  • Ecommerce

Un botón de call to action en un portal de una tienda online puede ser el que invite a añadir un producto al carrito o a confirmar compra.

  • Blog

Los CTA más comunes en los blogs son los relacionados con la suscripción a la newsletter o los que invitan a leer otro artículo diferente.

Podéis ver un ejemplo en nuestros post sobre “presupuesto de adwords” en el que, al final, mediante artículos relacionados incitamos al lector a leer el resto de post relacionados con esta temática.

  • Redes Sociales

En Facebook, por ejemplo, se incluyó no hace mucho un botón de call to action en la portada de la fan page con el fin de interaccionar con la marca.

Tiene distintas opciones de botones para incluir: reservar, contactar, comprar…

También permite conocer los datos para analizar el rendimiento del botón insertado.

  • Consecución de leads

En este tipo de portales lo importante es conseguir los datos de contacto de un usuario (leads) para poder añadirlo a nuestra base de datos.

El call to action de este tipo de portales debe incitar a rellenar un formulario con sus datos personales.

  • Negocio que busque llamadas por teléfono

Indicar claramente el número y la información necesaria.

Se trata de ponérselo fácil.

Los botones de call to action son muy importantes de cara a conseguir que el usuario interactúe como se espera mientras navega en la web, permite guiarle y ayudarle durante la navegación y así, también favorecer la llegada de las conversiones que realmente nos interesan, ya que, al fin y al cabo, así es como se cumplen los objetivos fijados para el portal web.

Para poder definir la utilidad del botón o del enlace de call to action es importante tener presente el objetivo que se pretende cumplir.

Existen algunas herramientas o plugins que te pueden ayudar para confeccionar justo el botón call to action que tienes en mente y poder así optimizar tus conversiones.

Foto (Llamada a la acción): Shutterstock

Los call to action son esenciales para determinar el éxito de la página web y requieren muy poca dedicación en comparación con lo que nos pueden aportar.

¿A qué esperas para diseñar el CTA que más te interesa?

Elisa es redactora y Community Manager en la agencia de Marketing Online NeoAttack. Apasionada del marketing online, del DIY y gallega hasta la médula.

2000 es el número máximo de caracteres permitido
Noname
Genial post Elisa, considero esenciales los CTA, hay usuarios que cuando entran a una web no están un poco deshubicados, pienso que un Call to action bien diseñado puede ayudarle (y ayudarnos) conseguir un contacto con éxito.
Have a Suggestion?