logo-small
Funciones Precios
Noticias 0
Últimas noticias Ver todos

No disponible temporalmente. Por favor, visítanos en otro momento.

Ver todos
Webinars 0
Próximos webinars Ver todos
Próximos webinars

Lo sentimos, no se han podido encontrar próximos webinars.

Visualiza los webinars grabados
Blog 0
Posts recientes Ver todos

No disponible temporalmente. Por favor, visítanos en otro momento.

Ver todos
Jesús Pernas Alonso

¡11 Técnicas SEO obsoletas que ni se usan, ni funcionan!

Jesús Pernas Alonso
¡11 Técnicas SEO obsoletas que ni se usan, ni funcionan!

¿Seguro que no estás utilizando técnicas SEO obsoletas para tratar de posicionar tu página web? 

En marketing digital y en SEO en particular, el tiempo corre de una forma más rápida.

Las técnicas que se empleaban hace relativamente poco, tienen en realidad "milenios" en internet... y, a menudo, están ya totalmente en desuso.

En este artículo me gustaría echar la vista atrás y recordarte algunas de las técnicas que usábamos antes, pero que ya hemos abandonado... o deberíamos.

Este entorno tan volátil hace que todos (SEOs y motores de búsqueda) tengan la necesidad de estar constantemente actualizados.

El SEO y la necesidad de estar actualizado

Mantener un algoritmo actualizado constantemente: siempre he pensado que esto debe de suponer la mayor pesadilla para los motores de búsqueda y, en particular, para Google.

El hecho de tener que trabajar constantemente a la carrera para estar a la altura de un entorno tan cambiante y, aún así, llegar casi siempre tarde y no en las mejores condiciones da la impresión de ser un trabajo muy poco agradecido.

Para cualquier SEO, por otra parte, una de las principales funciones ha de ser la de estar siempre al día (o más bien al minuto).

La actualización es un ‘must’ sin el cual puedes estar metiendo la pata hasta el fondo.

Con la mejor de las intenciones... cierto pero, a menudo, las consecuencias de estos errores no se limitan a no conseguir el tráfico orgánico previsto, sino que podemos estarlo perdiendo.

En mi opinión, de lo que se trata en SEO no es de estar al quite de los cambios que el algoritmo sufre cada día.

Ese planteamiento a menudo te hará llegar tarde.

Para evitar problemas en SEO hay que tratar de adelantarse siempre al algoritmo.

Prever cuáles serán los próximos pasos que la lógica nos dice que darán y actuar en consecuencia.

En realidad, no es tan difícil.

Ir por delante del algoritmo es, la mayoría de las veces, simple lógica… y siempre lo ha sido.

Pero, en este artículo como te decía antes, te propongo que echemos la vista a atrás y revisemos algunas técnicas SEO que han caído en desuso y veamos por qué.

Algunas estaba claro que iban a penalizarse tarde o temprano porque simplemente eran trucos que nos permitían mejorar nuestros resultados en las SERPs... pero funcionaban.

Otras, simplemente las hemos ido cambiando a “propuesta” de Google y a medida que este se adaptaba a los hábitos de los usuarios.

Desde este punto de vista, me ha parecido interesante distinguir las técnicas SEO obsoletas dependiendo de la causa que nos ha llevado a abandonarlas: las que siempre supimos que estaban mal (pero las practicábamos) y las que hemos cambiado para adaptarnos a los nuevos tiempos.

Técnicas SEO obsoletas y más... 

  • Técnicas que siempre supimos que estaban mal

En este grupo podemos incluir todas aquellas técnicas que sabíamos que estaban mal pero que, en algún momento, se utilizaron… simplemente porque colaban.

Algunas las usábamos todos simplemente porque funcionaban. Otras las usaban sólo algunos, aunque más de los que lo reconocen ahora ;) 

Obviamente, al final todas ellas dejaron de funcionar y la mayoría se encuentran además recogidas en las directrices de Google como prácticas específicas a evitar.

Estamos, por lo tanto, hablando de técnicas que podríamos incluir en el black hat SEO y no prácticas que han cambiado porque Google haya cambiado las “reglas del juego” en un momento dado.

1.- Cloaking o encubrimiento

Cuando hablamos de Cloaking estamos hablando de técnicas que utilizamos para ocultar contenido de forma que no se les muestre lo mismo a los usuarios que a los navegadores.

Es tan evidente para ti como para Google, que si estás ocultando parte de tu contenido (a los bots de Google o a tus usuarios) y lo que ve uno no se corresponde con lo que le muestras al otro… algo estarás haciendo mal y por eso te escondes.

Nos tenemos que remontar al año 2011 para encontrar este vídeo de Google en el que Matt Cutts nos explicaba, sobre un fondo un tanto psicodélico (tenía que decirlo) que es el cloaking y por qué Google lo penaliza.

Las formas de realizar estas ‘versiones’ distintas de la web para Google y para los usuarios pueden ser muy diversas, pero todas se basan en detectar la visita del Googlebot o sus IPs y mostrarle un contenido específico, distinto y muy optimizado para SEO que no es el que se le mostrará al resto de los usuarios.

Esto se solía hacer de alguna de estas dos formas:

  • Utilizar Javascript (lo cual funcionaba hace tiempo, cuando a Google le costaba interpretarlo) para desplegar contenido distinto que el motor de búsqueda no sería capaz de interpretar.

  • Redireccionamientos engañosos: de forma que se redirige al usuario humano a otro contenido antes incluso de que se cargue el contenido original. También se solía hacer con Javascript cuando Google aún no lo interpretaba bien.

Tal y como dice Matt en el vídeo, la pregunta que te tienes que plantear para saber si lo estas haciendo bien es muy simple:

¿Estoy tratando a los usuarios de una manera distinta a la que trato al motor de búsqueda?

Si la respuesta es afirmativa ya sabes que lo estás haciendo mal.

¿En algún momento esta técnica SEO fue efectiva?

Bueno, tal vez hace mucho mucho tiempo.

Lo que está claro es que Google ha ido mejorando enormemente y ahora es totalmente inútil.

La prueba la tenemos en el propio Search Console, que mediante la opción Explorar como Google, nos muestra cualquier web tal y como la ve un navegador y como la ve Googlebot.

"Explorar como Google" de Search Console nos ayuda a comprobar si existe Cloaking en nuestra web.

Si estuviésemos haciendo Cloaking se verían distintas las versiones de la web tal y como la ve Google y tal y como la ve el usuario.

2.- Keyword stuffing o keyword spamming

El Keyword Stuffing es una técnica que se basa en el uso excesivo de una palabra clave con el único fin de enviar una señal inequívoca a Google de la palabra clave sobre la que trata nuestro contenido e intentar así posicionarlo mejor por esa keyword.

El Keyword stuffing es una técnica SEO totalmente obsoleta desde hace mucho tiempo.

No solo no funciona sino que Google lo identifica de forma bastante eficaz y penaliza su uso de forma contundente.

Utilizarlo sería como si en este artículo en el que hablo de “Técnicas SEO obsoletas” empiezo a repetir estas keywords una y otra vez en cada frase.

¿Sonaría raro verdad? Pues créeme:

En SEO cuando algo suena raro suele ser que está mal.

Lo lógico es que si voy a hablar de este tema lo haga de una forma natural y en unas ocasiones emplee el término “Técnicas SEO en desuso” y también utilice “prácticas obsoletas en SEO” o en ocasiones diga “estrategias SEO que no funcionan”... y otras veces simplemente me refiera a “estas técnicas”.

Pero ojo, que tampoco se trata únicamente de buscar sinónimos y repetirlos de manera compulsiva.

De lo que se trata, es de escoger un tema y tratarlo de manera profunda y coherente.

Al redactar tenemos que pensar, sobre todo, en el usuario y ofrecerle un contenido de valor que responda a una pregunta o solucione la cuestión que la gente plantea en los motores de búsqueda.

¿Hay que hacer keyword research? Por supuesto.

Pero una vez identificadas las palabras clave más efectivas, tendremos que desarrollar el tema enfocando siempre nuestro contenido en conseguir una buena experiencia de usuario y no pensando únicamente en enviar ciertas señales a Google.

3.- Textos ocultos

Otra técnica que se utilizaba para tratar de posicionar una página, era ocultar parte del contenido al usuario, pero a la vez dejándolo accesible para el rastreo de Google.

Esto funcionaba especialmente cuando también funcionaba el Keyword Stuffing que comentaba antes, pues lo que se hacía era saturar la web de palabras clave que el usuario ni veía.

Pero los motores de búsqueda, al no saber interpretar que ese texto no era visible, si que las tenían en cuenta.

¿Como se ocultaba este contenido?

Pues la verdad es que la mayoría de las veces se hacía simplemente utilizando la hoja de estilos CSS.

Algunas de las prácticas más comunes para ocultar el texto eran:

  • Utilizar el mismo color de texto que de fondo, de forma que el usuario no pueda leer el texto, pero en el código que leen las arañas de Google sí que aparezca.

  • Superponer una imagen al texto.

  • Mover el texto a un lugar fuera de la pantalla.

  • Reducir el tamaño de la fuente a cero.

Obviamente hoy en día Google interpreta perfectamente las hojas de estilo de la web y tiene muy en cuenta la usabilidad de la web y como el usuario la percibe.

4.- Spinning: usar textos espineados

Conseguir redactar buenos textos es, sin duda, una de las partes más laboriosas de cualquier estrategia.

Esto es un hecho.

Evitar este trabajo y ahorrarse el tiempo al generar contenidos de forma automática es lo que busca la técnica del spinning.

Pero ¿qué es eso del spinning?

No, no estamos hablando de ponerse a pedalear en una bici estática de gimnasio... ese es otro spinning.

En realidad, se trata de una técnica de black hat SEO que lo que busca es la generación de textos ‘originales’ o que al menos a Google le cuelen como tales, a partir de un texto original único.

Normalmente, esto se consigue a partir de software específico que utiliza sinónimos y reordena textos para generar un nuevo texto.

Este nuevo texto es aparentemente distinto pero, en realidad, no es más que un ‘refrito’.

El problema es que para el lector estos textos no suelen tener mucho sentido y la experiencia de usuario es nefasta.

Fíjate en este ejemplo en el que te muestro lo que se consigue al spinnear un párrafo de la wikipedia sobre la hormona del crecimiento:

Texto spinneado.

Este resultado se podría depurar, por supuesto, pero cuanto más tiempo invertimos en tratar el texto menos sentido tiene hacerlo.

La utilidad de generar muchos contenidos sobre la misma temática no es otra que la de conseguir producir muchas páginas sobre un tema que, al final, enlazasen a una página concreta que se pretende posicionar.

Antes de Panda, cuando el contenido duplicado todavía no se penalizaba, la fiesta del spinning estaba en su punto álgido.

Hoy en día, los algoritmos valoran la experiencia de usuario por encima de casi todo, ‘comprenden’ cada vez más y mejor los contenidos, son capaces de analizar la legibilidad de un texto y detectan los contenidos duplicados de una manera más avanzada.

Con este panorama, tenemos que tener muy claro que utilizar esta técnica nos expone a una más que probable penalización.

¿Que no te lo crees?

Pues mira la reacción que ha tenido Google Panda cuando se ha dado cuenta de que un contenido que encontró no era más que un ‘refrito’ spinneado.

No obstante, hay que decir que todavía quedan ‘virtuosos’ que utilizan esta técnica de Black Hat SEO con resultados positivos.

Eso sí, normalmente a corto plazo y en micronichos con poca proyección.

De esta forma, cuando les caiga el Pandarazo... que caerá, la pérdida será asumible.

Utilizar el spinning en nuestros proyectos monetizables principales sería simplemente una locura hoy en día.

5.- Link Building a granel

Los enlaces entre los sitios están en el ADN de internet, por lo que tienen y tendrán su importancia en el posicionamiento web.

No obstante, en SEO se ha abusado mucho de su uso.

Cómo sabemos que los backlinks forman parte del algoritmo nos hemos preocupado siempre de mantener un buen número de enlaces entrantes hacia los contenidos que queríamos posicionar.

Esto ha hecho que Google se defienda de dos maneras:

Por una parte, el algoritmo incluye cada vez más señales (distintas de los enlaces entrantes) que le indican la relevancia o popularidad de una web.

Las señales sociales, por ejemplo, son un factor que cada vez gana más relevancia.

Esto no significa que los enlaces entrantes dejen de valer.

Lo que pasa es que, al introducir más elementos en la ecuación, el peso específico de los links a la hora de rankear en las SERPs se reduce.

Por otra parte, Google Penguin ha realizado enormes esfuerzos por ser capaz de distinguir los enlaces naturales que realmente indican una mayor relevancia de la web enlazada, de los generados o puestos de forma artificial para tratar de mejorar el posicionamiento.

Así que, comprar enlaces y apostar por la cantidad de enlaces frente a la calidad es una apuesta perdedora en SEO.

6.- Guest Blogging sin control

Hubo un tiempo en el que escribir un artículo como invitado no era sinónimo de artículos originales y de calidad, sino que era una simple herramienta de linkbuilding.

Lo importante para el propietario del blog era generar fácilmente contenido fresco para su blog y para el autor poder colocar un enlace entrante hacia su web.

Así, la calidad y originalidad pasaba a veces a un segundo plano y, a menudo, incluso se publicaba el mismo artículo o muy similar en distintas páginas web.

Era evidente que esta práctica no era correcta… pero funcionaba y cuando algo funciona no se discute.

En el año 2013, Penguin 2.0 acabó con la fiesta del guest blogging fácil.

A partir de este momento, si no queremos sufrir una penalización debemos publicar contenido original, de calidad y en sitios web de temáticas afines a la página que enlazamos.

  • Técnicas SEO que empleábamos pero ahora están obsoletas

A medida que los algoritmos varían y los usuarios cambian sus hábitos, el SEO ha ido sufriendo modificaciones.

Algunas estrategias han ido cambiando y algunas prácticas se han abandonado, no tanto porque fueran malas prácticas, sino más bien porque el entorno y la forma en la que se utiliza internet nos obliga a adaptarnos.

Las siguientes son algunas de estas prácticas que han ido cambiando a medida que evoluciona el SEO y cambiaba el algoritmo de Google.

7.- Utilizar la etiqueta Meta Keywords

Las “meta tags” (o etiquetas meta en español) son un tipo de etiquetas HTML que se utilizan para facilitar la comprensión del contenido de una web a los motores de búsqueda.

Su estructura es casi siempre la misma:

<META name=”nombre-de-la-meta-etiqueta” content=”descripción-de-la-metaetiqueta”>

A medida que Google evoluciona es capaz de entender más y mejor el contenido de las páginas web por si mismo sin la ayuda de meta etiquetas.

De esta forma, muchas de las meta tags que se usaban antes están cayendo en desuso.

Así, la primera meta etiqueta que dejó de ser valiosa para Google fue la Meta Keywords.

En un principio esta meta etiqueta se utilizaba para indicarle al buscador por que palabras clave tratábamos de posicionar una página web.

Esto era tenido en cuenta a la hora de indexar y posicionar una web.

Pero claro… el más que evidente abuso en el uso de esta etiqueta hizo que Google dejase de considerar el contenido de la misma como válido.

El uso de la etiqueta meta keywords no es una práctica penalizada por Google.

Pero sinceramente, si no vale para nada ¿por qué usarla?

Hay gente que sigue utilizándola (poca) para poner su keyword de referencia.

Yo personalmente prefiero llevar este registro de otra forma y no en la propia página.

Lo cierto es que, desde mi punto de vista, para lo único que sirve es para facilitar el trabajo a la competencia que quiera saber por que keyword tratamos de posicionar una página…. así, ni siquiera tendrán que leer.

8.- SEO no es conseguir el primer puesto en las SERPs

Si el objetivo es conseguir el primer puesto en los resultados de búsqueda es que todavía no hemos comprendido muy bien de qué va esto del SEO.

De lo que se trata, es de conseguir tráfico orgánico cualificado y para conseguir ese objetivo de verdad tenemos que cambiar el foco.

Hay que dejar de pensar en rankings y pasar a pensar en visibilidad orgánica, que no es lo mismo.

Para empezar, podríamos discutir que el hecho de tener el primer puesto en las SERPs te vaya a traer tráfico orgánico desde el punto de vista de la elección de palabras clave.

Si nadie busca la keyword por la que posicionas un contenido, tal vez salgas el primero y te lleves el 100% del tráfico de las SERPs pero, el 100% de cero es cero.

Vamos a suponer que el keyword research es correcto y nos hemos enfocado en palabras clave con un ratio de búsquedas y competencia atractivos.

Aún así, ¿ser el primero es el objetivo?

Pues no.

Lo que importa realmente no es el puesto, sino el CTR (click through rate).

No sirve de nada ser el número uno en los resultados si después todo el mundo hace clic en el 2 y el 3.

El CTR es el que realmente nos traerá tráfico orgánico cualificado y esto es tan evidente como que cuantos más clics consigamos en las SERPs más visitas nos llegarán.

Pero además, mejorar este ratio nos ayudará a mejorar nuestro posicionamiento, pues Google lo tiene en cuenta para determinar la relevancia de una web.

Imagínate una web que se muestra en el 4º puesto pero los usuarios hacen clic en ese resultado más que en los 3 primeros.

Google interpretará esto como que tu resultado es más relevante para esa búsqueda que el de la competencia y al final acabará posicionándolo mejor.

Por lo tanto, hoy en día es mejor centrarse en cuidar el copy del título y la descripción que se pueden mostrar en las SERPs, así como implementar fragmentos enriquecidos que mejoren la visibilidad.

...y recuerda: cuando alguien te ofrezca SEO prometiendo “el primer puesto en Google”, ese no es un SEO.

Es sólo uno que te quiere quitar la pasta ;)

Confía solamente en los que te demuestren que han conseguido más tráfico orgánico cualificado, es decir, del que convierte para tu web.

9.- No vigilar nuestro perfil de enlaces entrantes

O lo que es lo mismo, revisarlo solamente de vez en cuando.

Ya no vale eso que hacíamos de revisar los enlaces entrantes de vez en cuando o cuando una nueva versión de Penguin iba a salir.

Desde que Penguin 4.0 empezó a funcionar, tenemos la necesidad de mantener saneado nuestro perfil de enlaces de forma constante por dos motivos:

  1. El algoritmo funciona en tiempo real, por lo que nos puede penalizar en cualquier momento.

  2. Ahora Penguin forma parte del algoritmo principal de Google y una penalización suya no afectará a la totalidad del sitio. Por lo tanto, será más difícil identificar una caída de tráfico orgánico debida a una penalización de Penguin.

Así que, ya lo sabes:

Si sigues acordándote de los enlaces solamente cuando oyes hablar del Pingüino te puede caer un “pinguinazo”… porque ahora Google Penguin ya no avisa de sus visitas.

10.- El SEO es mucho más que SEO

Hace poco tiempo, leí un artículo que decía que el SEO se apoyaba en sus “tres pilares” (no voy a poner el enlace, que no soy malo).

Estos pilares eran: linkbuilding, contenido de calidad y SEO on page.

Vale, los tres han de hacerse bien y los tres cuentan en SEO.

Pero ahora te voy a proponer un experimento: realiza una búsqueda medianamente competida y fíjate en los que mejor se posicionan.

Seguramente tendrán estos “tres pilares del SEO” bien cuidados… o cuando menos los tendrán decentes.

Pero dependiendo del sector y de la competencia verás que casi siempre combinan las estrategias SEO con otras estrategias, a menudo, los primeros resultados trabajan mucho las redes sociales y la marca(sobre todo, en búsquedas muy competidas).

El SEO ya no está solo y tenemos que acostumbrarnos a esto.

11.- Mobile First

¿Te acuerdas cuando los usuarios solamente se conectaban desde el ordenador?

Luego nos decían:

Tenéis que tener una versión móvil o una app...  o sino una página responsive.

En abril del 2015 llegó el Mobilegeddon, para premiar a las páginas que estaban adaptadas a móviles.

Ahora, las páginas no solamente se tienen que ver bien en todos los dispositivos, sino que se tienen que ver ¡ya!

AMP (Acelerated Mobile Pages) ha entrado fuerte y para quedarse en muchos sectores y se expande hasta convertirse en un ‘must’ para la mayoría.

Resultados AMP en las SERPs de Google desde el móvil.

Así es cómo se ven desde el móvil los resultados de Google para la búsqueda "futbol" un domingo cualquiera: con los resultados AMP de los diarios deportivos primero.

Pero, por si aún nos quedaban dudas, Google está a punto de adoptar el índice de móviles como el principal.

Lo cierto es que la creación de este índice independiente para móviles ya lo había adelantado Gary Illyes el año pasado cuando anunciaron el Mobile Friendly (que es como llaman ellos al Mobilegeddon).

Pero ahora acaba de anunciar que en los próximos meses se creará ese índice móvil y además será el índice principal de Google.

Así que...

Hacer SEO pensando en páginas web desde el desktop es ya cosa del pasado.

Hay que pensar en el usuario y desde el punto de vista del usuario y no hay duda, hoy en día el usuario es multidispositivo y los dispositivos móviles llevan ventaja.

Poco sabemos todavía de este nuevo índice móvil, pero la lógica ya nos hace imaginar algunos cambios que podría introducir este índice principal:

  • Actualizaciones del índice más frecuentes.
  • Mayor importancia de las búsquedas locales (habrá que prestar más atención al SEO local y a la geolocalización).
  • WPO (Web Performance Optimization) muy cuidado para los dispositivos móviles.

Vamos, que estoy seguro de que en las próximas semanas (o meses) dará para muchos artículos este cambio.

11 Técnicas SEO obsoletas - iconos por Freepik11 Técnicas SEO obsoletas - iconos por Freepik

Conclusión

Estos son algunos cambios (quizás los más llamativos) que hemos experimentado en la forma de hacer SEO en los últimos años.

Pero más importante que quedarse con esta lista de cambios experimentados es estar preparado para los cambios que vendrán... y eso, hasta cierto punto sí que es posible.

El SEO evoluciona de forma constante (afortunadamente) y debido a estos cambios se ha creado el mito de que el SEO es muy complejo.

Los hay, incluso, que venden SEO como si fuese poco menos que una pócima mágica que echan en tu web y va a posicionar.

La realidad es muy distinta.

No voy a decir que hacer buen SEO sea tarea fácil.

¡Mentiría!

Hay que ser muy metódico, creativo, estar siempre alerta y tener mucho sentido común (lo que en Galicia llamamos tener “sentidiño”)... aunque a menudo este sentido no sea tan “común”.

Descarga

Foto (SEO obsoleto): Shutterstock

Para terminar me gustaría que me dijeses en los comentarios de este post, cuál o cuáles de estas técnicas SEO obsoletas sigues utilizando en tu estrategia de posicionamiento.

Jesús trabaja desde hace algún tiempo como responsable de Marketing Online en Café Veracruz pero también realiza trabajos como consultor, desarrollador web e imagen corporativa para otras empresas. En su web pernas.eu habla de SEO, Marketing online y mucho más

2000 es el número máximo de caracteres permitido
Luis Méndez Alejo
Excelente post D. Jesús, muy aclaratorio.
Incluso para un ufano en la materia como yo ha sido muy útil para entender algunos conceptos y técnicas demode.
Gracias
En realidad más que decirte si utilizo algunas de las técnicas SEO que describes como obsoletas, te diré que he acabado leyendo tu post sin un enorme peso encima. La relevancia de atraer tráfico cualificado a tú site no tiene discusión y si además ha sido tu objetivo desde que comenzaste en este mundo la satisfacción es doble.
Gracias por el articulo Jesús
Garcelán Clinic
Jesús me ha gustado mucho tu post. Tengo un sentimiento encontrado con algunas cosas que dices, ya que si que estoy de acuerdo que debería ser más relevante para Google aquellos sitios webs que tenga más visitas, ya que es señal de que tienen contenido más interesante para los usuarios. Está claro que cuánto más tráfico mayor posibilidad de convertir. Pero trabajo en un caso concreto que no ocurre así, ya que trabajo mi web generando contenido semanal relacionado con mi sector, usando palabras y frases clave , etc. etc, se que mi competencia tiene muchas menos visitas que yo, no generan nada de contenido como yo, no trabajan como yo las redes sociales... y sin embargo siempre ocupan mejores puestos con las palabras claves que a mi me interesan. ¿Qué explicación puede haber? ¿Quizás black seo por parte de algunos de mi competidores?
Rostislav
Muy útil el artículo con explicaciones super claras! Gracias Jesús! Saludos desde Rusia!
Fernando Angulo
Este post ha sido una gran aventura hacia el pasado, aunque hay varios puntos que se siguen realizando por no saberlos. Muy buen post Jesús!
Nubeser Soluciones
¡Un artículo que vale millones! Si alguien quiere aprender sobre el SEO, sin duda tiene que leer este artículo. Lo comparto en Redes Sociales. Me parece muy curioso el cambio que ha surgido en pocos años, cuando se utilizaba la palabra clave hasta en la sopa para intentar posicionar el artículo en lugar de pensar en el receptor final y que primara la calidad sobre el posicionamiento.
Super interesante, muchas gracias por esta pieza tan elaborada Jesús. ¿Qué piensas sobre el SEO sculpting? Una técnica un poco más avanzada. Obviamente el PageRank ya es algo obsoleto y de tiempos pasados. Pero el concepto de sculpting (pagerank sculpting), ¿funciona, o no funciona? Yo personalmente he escuchado argumentos en ambos lados.
Saludos desde Arizona
Un resumen interesantísimo.
César Galvis
Excelente artículo Jesús. Un total cambio de visión me has dado con el punto "Hay que dejar de pensar en rankings y pasar a pensar en visibilidad orgánica."
Tienes toda la razón, de nada vale tener un buen ranking si no se traduce en tráfico cualificado. Al verlo de esta manera te enfocas en acciones verdaderamente efectivas.
Gracias. Un saludo.
José Luis López
Buenísimo Jesús, esas técnicas además de obsoletas pueden perjudicar la web si algún animalito de los que suelta Google las descubre.
Estoy muy de acuerdo con el punto nº 10, es el menos técnico pero con más sentido común, el dueño de la web (suele ser el director de la empresa que no entiende ni quiere saber como funciona la cosa) basa su objetivo en estar el primero, todo eso del tráfico cualificado, CTR, conversiones, etc... ni lo tiene en cuenta, ERROR!!!
Y el tema mobile... aún hay usuarios al que les cuesta entender que es básico, no quieren gastarse dinero en renovar la web pero tienen contratado a un seo o realizan adwords... y se dejan bastante dinero en esas campañas (lo se por experiencia).
Enhorabuena porque le abrirás los ojos a más de uno.
Un saludo!
Jesús Pernas Alonso
José Luis López
Muchísimas gracias José Luis.
Efectivamente, el SEO acompañado de otras estrategias siempre es más efectivo :)
Lo del mobile ya es sangrante, pero si encima 'invierten' en SEM están directamente tirando el dinero... y si tienen contratado un SEO, entonces hay que darles una noticia: si el SEO no les avisó de que así no van a ninguna parte, está mintiendo, ese no es un SEO ;)
Gracias de nuevo por comentar y un saludo José Luis. Un saludo :)
Have a Suggestion?